martes, 16 de diciembre de 2008

Querido Jack:

Cuántas veces hemos escuchado la frase: “el perro es el mejor amigo del hombre”, bueno, me gustaría profundizar más en estas palabras, en esta frase que hoy quiero hablar. Hace más o menos 11 meses nació un amigo, Jack. El tenia varios problemas, desde su nacimiento, a los pocos meses de haber nacido nos dimos cuenta de que tenia un problema muy complicado, el “muchacho” (como muchas veces lo llamaba yo) nació hemofílico, para los que no creen pues sí es verdad, esta enfermedad sí puede presentarse en un animal.

Bueno, al principio fue difícil entender la condición de mi querido compañero, pero gracias a Dios se mejoró de una herida que tuvo en el lomo y que a sus 2 meses, parecía ser algo contra lo que el no podía vencer y a pesar de que muchos veterinarios no creían que viviría más de 3 meses, mi amigo supo vencer ese pronostico. Durante su corta vida, enfrento muchas dificultades debido a su enfermedad, ya que tomo una condición de “perrito de cristal”, pero eso no le importo, siguió adelante, luchando y enfrentado cada adversidad. Se volvió poco a poco el engreído de la casa, supo ganarse el corazón de todos en la familia y llego a ocupar un lugar importante en mi corazón.

Hoy escribo con un dolor muy grande, hoy no creo que hayan bromas, que hayan anécdotas graciosas, este es un pequeño agradecimiento a aquel que por 11 meses alegro mis días, aquel amigo que cada mañana era una lucha constante por evitar que me ensucie la ropa pero a la vez darle un abrazo tan grande como el lo requería, de rascarle la panza para demostrarle mi cariño y darle un beso cariñoso a aquel que se convirtió en un hijo para mi.

A pesar de que era un chiquitín ya tenia una personalidad imponente, era capaz de arrancarle una sonrisa a cualquiera que lo viera, era capaz de hacer que la persona más dura muestro un poco de bondad, de cariño, de ternura. Se convirtió en el compañero de mi padre, el (mi papá) fue uno de los que se encariño bastante con “el muchacho”, paseaban juntos, peleaban juntos, parecían abuelo y nieto peleando, jugando, paseando, divirtiéndose.

“El muchacho” con su problema, se volvió un “cliente vip” en la Veterinaria, estaba en boca de todos, era un caso único, él era único. Al principio pensábamos que era un siberiano, se gano la chapa de “siberianito” pero con el tiempo, cuando creció se fue mostrando su verdadera raza, era un Alaskan Malamute. Él (el “muchacho”) fiel a su raza, siempre fue un aventurero e inquieto, siempre buscando como meterse en algún problema y como salir bien librado de el.

En todo este tiempo, siempre me puse a pensar sobre la frase del comienzo de este post, pero lo distinto de la vivencia de esta frase es que un animalito efectivamente si se vuelve un amigo entrañable, de aquellos, siempre te escucha, cuando es necesario te reclama tu cariño, te acompaña a donde vayas y también a donde el quiera ir, te da gratuitamente su cariño sin exigir mucho a cambio, solamente su comida, algo de cariño y mucha pero mucha diversión.

Hoy se fue un hijo para mi, un amigo que siempre estuvo ahí, alguien con quien compartí tantas cosas, desde juegos, carreras, abrazos (si aunque no lo crean el abrazaba, pero a su estilo) y mucho cariño. Hizo de mi vida en este tiempo una aventura más que ahora tiene un nuevo rumbo, una experiencia de cariño ganada, una experiencia paternal (aunque no se comparará a la verdadera experiencia) nueva, llena de retos, ilusiones, desilusiones, alegrías, tristezas y mucho amor.

Jack ya descansa en paz, “el muchacho” ya dejo de sufrir de tantos males que tenia, no creo que el se haya quejado en todo este tiempo, es más, siempre estuvo de buen humor, dispuesto alegrarte y a alegrarse, antes de morir se fue despidiendo de cada uno en la casa, de manera silenciosa y cariñosa, hizo sus últimos esfuerzos para despedirse y quedar como un grande.

Gracias amigo por todo el tiempo que nos diste, gracias a todas aquellas personas que me ayudaron a cuidarlo, criarlo y curarlo, gracias a todos. Jack sabe que no se pudo despedir de todos, pero para eso me dejo el encargo.

Solo me queda decir…. ¡¡¡GRACIAS “HIJITO”!!!! Descansa tranquilo.

Jack descansando...

martes, 2 de diciembre de 2008

Amigo secreto... ¿cómo es eso?

Bueno, continuando... mejor dicho... empezando con las festividades que forman parte de esta gran preparación para la venida del Niño Enmanuel, hay cosas que son inevitables... como por ejemplo el juego del amigo secreto en el trabajo.

Sobre este "jueguito" no es que sepa mucho, sé lo escencial... ustedes dirán, ¿qué es lo escencial? Bueno, paso a relatar que para mi lo escencial:

- Dejar una notita a tu amigo casi todos los días (por no decir todos los días).
- Dejarle con la notita un regalo.
- Buscar detalles para que tu "amigo secreto" descubra a través de un juego muy sencillo, al estilo de pictionary, quien es su amigo secreto.
- Buscar el regalito para el intercambio de regalo en la fecha ya pactada para el intercambio.

Eso es todo... ahhh no, me faltaba que el regalo tiene un monto "X" para que no sea ni muy misio o muy ficho. Creo que eso es todo lo escencial del "jueguito" este.

Bueno, para estas cosas me considero como un jugador recontra novato, tímido y a la vez recontra parco, pues no soy muy "emotivo" para este juego, constantemente recibo una que otra queja de... "¿Por qué no le escribes a tu amiga secreta?, ¿Por qué no haces esto?, ¿Por qué no haces lo otro?", osea... chevere con los consejos pero ¿dondé queda la libertad de uno? no es una queja sino una humilde salida para excusarme del jueguito este.
Otra manera de "evitar" este juego es... ir donde tu amiga secreta y decirle:

"Hola soy tu amigo secreto, ¿qué quieres que te regale?"

Obvio que no es una muy buena salida, pero la he visto aplicada con una maestria tal que no me creerian, es más lo dijo con una seudo sutileza que la persona nisiquiera se puso mal, ni nada, al contrario, hizo su pedido de regalo con toda la confianza del mundo.

¿Me entienden a lo que me refiero?, bueno, para mi - que es mi segundo año que juego - he de reconocer que no he hecho nada por mi "amiga secreta" y es que he tenido la excusa perfecta... "ella esta de vacaciones" y/o "aun no regresa a trabajar asi que tengo todavia más tiempo", el problema pasa porque ahora (que escribo este post, es decir, 2 de diciembre) ella ya regreso a trabajar y aun no he hecho nada, jajajaja. Seguiré con mi actitud de "misterio" para generar espectativa, jajajaja. Total es un juego y cada uno juega a su manera o ¿no?

Aquí les dejo unas fotitos de cosas que me ha dejado mi amiga secreta, esero que lo disfruten, jajaja.



PD: Aún no se quien es mi amiga secreta pero pronto lo sabré, jajajaja.